Al otro lado del mundo

« Al otro lado del mundo hay alguien de quien puedo saberlo todo con sólo mirar su rostro —quizás ni eso hace falta— y, al mismo tiempo, no puedo eludir la certeza de que tal vez nada sé de mis seres más queridos, por mucho que pretenda ahondar en sus ojos. […]

All-that-remains
 

Sin que sepamos muy bien por qué, sin que podamos siquiera intuir cuándo va a ocurrir, hay algo, de repente, que queda iluminado. Podemos entonces hacer una fotografía, escribir unas líneas, o sencillamente "capturar" un pensamiento fugaz. »

No aporto nada al recordar que sentimos dos tipos de distancia: la euclidiana tridimensional y la temporal. Lo comento porque tienes suerte si lo único que te separa de tus sueños es la primera.

Fragmento, El vaso roto y otras lejanías. Por Carlos Cánavas, en la revista La Fotografía [esa es la web que figura en su edición en papel, aunque parece que poco tiene que ver el contenido expuesto], año 21, número 137, febrero/marzo de 2010, página 35.

Imagen: All that remains, ©Rob Cherry.