Tierra sin pan

«el hecho de haber oído mencionar en la escuela o de haber visto en la televisión esas realidades terribles […] no significa que los jóvenes estén preparados para admitirlas cuando la gente de la generación de sus abuelos les dice que eso sucedió en su pueblo, […]

si hace alusión al hecho de que unos padres pudieron privar de pan a sus hijos para sustentarse ellos mismos, sus interlocutores cincuenta años más jóvenes no soportan ese relato de un universo para ellos literalmente inconcebible.»

Fragmento. Las Hurdes: ¿documental?, ¿manipulación?, ¿distorsión?, ¿panfleto?.

«El film propugna la tabula rasa y su método es el de la acción directa: si el acontecimiento perseguido no se produce, se provoca. Si la cabra no se despeña, se la hace despeñar con un tiro….

Buñuel busca las causas científicas de la miseria, denuncia lo absurdo de la política nacional (a estos niños hambrientos, se les enseña, como en todas partes, que la suma de los ángulos de un triángulo es igual a dos rectos). […]

La cámara… rastrea, escudriña en las esquinas y rincones o se mueve en bruscos movimientos circunvalatorios: como si ella misma se conmoviera ante el patético espectáculo o buscara una salida en aquel laberinto o infierno»

Fragmento. Las Hurdes/ Tierra sin pan (Terre sans pain), 1933.